Vasitos de crema de café

vasitos café

Rico, rico y con fundamento

Ya hace mucho que no publicábamos una receta. Pero llega el buen tiempo y apetece algo fresquito. Os proponemos una receta bien fácil y deliciosas. Un postre que es ideal para tenerlo hecho para recibir invitados en casa o para disfrutarlo como merienda.

Los vasitos de crema de café no necesitan ingredientes complicados y tampoco usamos horno. La preparación es bastante rápida también. Lo que es ideal para prepararlo con niños. Aquí os dejamos los ingredientes para cuatro personas.

Ingredientes

Para la crema de café:

  • 250 ml de nata para montar (mínimo 35% M.G.)
  • 50 ml de café
  • 50-60 g de azúcar
  • 1 hoja de gelatina
  • 100 g de queso crema.

Para el chantilly:

  • 100 ml de nata para montar (mínimo 35% de M.G.)
  • 20 g de azúcar glas
  • 1/4 cucharadita de esencia de vainilla.

Para decorar:

  • almendra crocanti o garrapiñada

  • pepitas de chocolate.

Modo de preparación

Para empezar vamos a poner a remojar la hoja de gelatina. También pueden usar grenetina o gelatina en polvo. Sigan las instrucciones del fabricante y añadan lo al café. Mientras la gelatina se ablanda, vamos a preparar el café. Os aconsejamos que sea un café con cuerpo. Una vez tenemos listo el café le añadiremos el azúcar. Pueden variar la cantidad en función de lo golosos que sean.

Ahora es el momento de agregarle la gelatina y remover muy bien para que se integre. Cuando se disuelva por completo, añadiremos el queso crema. Vamos a usar unas varillas para lograr que la mezcla sea homogénea.

Para montar la nata, esta debe estar bien fría, sino se nos puede cortar. Cuando la tengamos montada la agregamos al la crema con movimientos envolventes. Vamos a repartir la mezcla en vasitos o copas y lo vamos a dejar unas cuantas horas en la nevera (3-4 horas). Debemos dejar lugar para el chantilly.

Justo cuando vamos a servir servir el postre, montaremos el chantilly. Para esto, montaremos la nata, que tendremos en frío, para que monte bien. Cuanto estemos por la mitad agregaremos el azúcar glas y la esencia de vainilla. La pondremos en una manga pastelera y la la pondremos sobre los vasitos de café.

Añadimos frutos secos, en este caso almendras garrapiñadas y pepitas de chocolate o cualquier otra cosa crujiente para decorar y listo! Podemos servirlo como sobre mesa o incluso como merienda.

  • Fuente: https://www.directoalpaladar.com


Acerca de Noelia Granado

De foodie inexperta y curiosa a blogger y entusiasta de la cultura del café. Yo aprendo para comunicar a los demás todo lo que puedo sobre esta industria, que aunque millonaria mueve algo mas que dinero. Amante de la vida y del café.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *